» Hospital Dr. Gustavo Fricke SSVQ expuso sobre exitosa experiencia de extracción precoz de gotitas de calostro

Hospital Dr. Gustavo Fricke SSVQ expuso sobre exitosa experiencia de extracción precoz de gotitas de calostro

Invitado por la UNAB nuestro Hospital expuso en el marco de la Semana Mundial de la Lactancia Materna.

Protocolo Calostro permitió elevar en 300% las altas con lactancia materna exclusiva de recién nacidos hospitalizados en Neonatología en 3 años.

El Hospital Dr. Gustavo Fricke del Servicio de Salud Viña del Mar Quillota, fue invitado por la Universidad Andrés Bello a exponer sobre experiencias exitosas en lactancia materna. Una de éstas, es la extracción precoz de gotitas de calostro para recién nacidos hospitalizados, iniciativa que implementa desde 2013 el Servicio de Neonatología de este centro de salud. La exposición contó con la presencia del director del Hospital viñamarino Dr. Leonardo Reyes, estudiantes y académicos de la UNAB, sicólogos, trabajadores sociales, profesionales de consultorios de salud y representantes de la comunidad invitados.

La expositora Nicol Camilo, matrona del Servicio de Neonatología y encargada del Lactario (espacio destinado para que las madres pueda extraerse leche y dejarla a sus bebés hospitalizados), explicó que “la idea fue promover la importancia del calostro, no solamente como alimentación o nutrición, sino además destacar su valor para las defensas inmunológicas del bebé. Una gotita de calostro de un recién nacido de pre-término tiene más de 20 mil fagocitos, estamos hablando de bebés recién nacidos que, generalmente, ingresan a la unidad de hospitalizados haciendo énfasis en los menores de 32 semanas o menores a 1.500 gramos de peso, y lo que buscamos es que se replique esta experiencia en otras instituciones de salud”.

Nicol Camilo

Aumentan altas de bebés con lactancia materna exclusiva

El Plan de Extracción de Gotitas de Calostro permitió elevar en 300% las altas de recién nacidos hospitalizados en Neonatología con lactancia materna exclusiva en lo que va de su implementación en el 2013. En ese año las altas con lactancia materna exclusiva fueron 4 en comparación con las altas en el 2016 que fueron 12, sobre una base de 56 bebés que ingresaron al programa Protocolo de Calostro. Al respecto, Nicol Camilo explicó que “Cada vez se le da más importancia a las gotitas de calostro por el alto contenido inmunológico que tienen. La diferencia de un bebé prematuro a un bebé de término, es de 18.000 inmunoglobulinas A. El bebé de pre-término tiene 20 mil y el de término 2 mil”.

El calostro y procedimiento de extracción

El calostro es una sustancia rica en proteínas y anticuerpos, de color amarillo claro y de consistencia viscosa. El procedimiento de extracción lo realizan las matronas de Neonatología o las técnico-paramédicos capacitadas para ello. Se utiliza una jeringa de 20 cc., la cual se corta, se usan las alas de ésta y se coloca sobre el pezón de la madre, por la parte posterior. A través del movimiento de émbolo que tienen las jeringas, se simula la succión del bebé y se extraen las gotitas de calostro, las cuales se guardan en una jeringa de tuberculina, se refrigeran y se le entregan al bebé durante las primeras 6 horas de vida.

Lactancia Materna, mucho más que alimentación

Nicol Camilo explicó que la experiencia del programa del Hospital Fricke ha demostrado a lo largo de su implementación que se pueden mejorar los niveles de lactancia materna exclusiva, y que sus efectos positivos en la salud de los bebés comienzan a notarse al poco tiempo, en especial, en aquellos lactantes que tuvieron que permanecer hospitalizados al nacer. “Entendemos a las madres que tienen bebés en condiciones que no les permite crear un vínculo. Estamos hablando de bebés que son inmaduros, que están físicamente separados de su madre, a los cuales se somete a muchos procedimientos, ya sea instalación de vías, catéteres, y otras indicaciones médicas. Y por eso, hacemos todas estas actividades como el fomento de la lactancia materna para estimular el apego, que es el vínculo madre bebé”, explicó la matrona.

En este sentido, la Semana Mundial de la Lactancia ha sido una oportunidad para intercambiar puntos de vista y experiencias en torno al tema más allá de un enfoque estrictamente médico. “No solamente hay que considerar la lactancia como un elemento nutricional indispensable sino que también es vínculo, ayuda al apego aseguro, es cercanía, disminuye hemorragias en las puérperas o post quirúrgicas y es un manera de crianza. Se está tratando de inculcar que es mucho más que alimentar”, finalizó la matrona encargada del lactario del Hospital Fricke.